• VERBO

¡Volvimos a encontrarnos en BRINDAR en Roma!

Después de dos años desde nuestro último evento presencial, “Brindar por el Arte de Comunicar”, en la Mansión Álzaga del Four Seasons, volvimos a vernos en BRINDAR en Roma, en el Círculo Italiano de Buenos Aires.


¡Salud!


Gran parte de nuestro trabajo como comunicadores pasa por generar relaciones virtuosas, cercanas y generen beneficios para todas las partes involucradas. Y con casi 30 años de experiencia (29 este año) tenemos claro que la diversión es una parte fundamental para lograr este tipo de vínculos. La diversión es, sin dudas, un combustible esencial para la creatividad. Las emociones, en general lo son. Entonces, hablamos de diversión no como sinónimo de irresponsabilidad, sino como sinónimo de alegría, liviandad, optimismo y positividad. Nada como esas emociones para generar relaciones como las que comentábamos más arriba.


Alejandra Radano, cautivante.


Así es que, luego de dos años de nuestro último evento presencial (Brindar por el Arte de Comunicar, en la Mansión Álzaga del Four Seasons), este martes 22/2/22 volvimos a encontrarnos en forma presencial, en el Salón Roma del Círculo Italiano de Buenos Aires. Cara a Cara, algo que extrañamos de forma inconmensurable este último tiempo. Este encuentro fue, para nosotros, una forma de cerrar una herida cuya presencia conocíamos, pero que no estábamos al tanto de su profundidad. Encontrarnos fue, entonces, la cura.



Como ya saben, y este blog es muestra cabal de eso, todo lo que hacemos está interpelado transversalmente por el arte en todos sus formatos y en esta ocasión tuvimos el enoooorme placer de contar con la presencia de la inigualable Alejandra Radano, quien nos deslumbró con su voz imperial, al son de históricas canciones de marcada raigambre italiana, como para terminar de cerrar el círculo de italianidad atravesó a todo el evento y que tanto tiene que ver con nuestra historia e identidad cultural como argentinos.


Alejandra Radano y Mariela Ivanier, ¿un dúo inminente?.


Desde ya, aprovechamos para hacer unas breves y bonitas entrevistas a algunos participantes destacados que, en algunos días estaremos subiendo a nuestras redes. Claro está, nos reservamos sus nombres para mantener la expectativa.


¡Que nunca nos falte el baile!


Fue un placer, un lujo y un bálsamo volver a vernos luego de tanto tiempo sin realizar uno de estos encuentros que tanto nos caracterizan. Nunca en estas casi tres décadas de historia tuvimos tanto espacio entre encuentros y, si bien se sintió su ausencia, eso hizo de este regreso a la presencialidad, un festejo que excedió totalmente el lugar, los invitados y el contexto en general: fue un símbolo de vida. Porque el encuentro nos hace sentir vivos.


¡Salud!


133 visualizaciones0 comentarios